Páginas vistas en total

viernes, 31 de julio de 2020

Maya Mountains : los ásperos sonidos desérticos de Venecia


Al observar aquella montaña de piedra creada por un antiguo pueblo, las nuevas generaciones reflexionan sobre los motivos para construir dicha edificación, aunque lo que intriga con mayor insistencia es cómo lo lograron. Sin embargo, cuando aquella imagen se transforma en la portada para un álbum surgido en Venecia, Italia, las cosas se salen de su contexto original para ofrecer las más diversas posibilidades que retan a la imaginación. No es hasta el momento que se baja la aguja sobre el vinilo para descubrir las sorpresas que se resguardan en dichos surcos...

Una mística guitarra de metálico sonido se escapa por las bocinas hasta que las percusiones rompen con la atmósfera para mutar en una tormenta de meteoritos que cae sobre el polvoriento desierto entre potentes acordes eléctricos. Así es como arranca Era, el segundo álbum del trío Maya Mountains. Su melodía entre cortada titulada "Enrique Dominguez" nos golpea las neuronas a partir de su mezcla entre stoner arenoso y rock crudo que divaga entre melodías encontradas y retazos armónicos ahogados en fuzz. Una vez que ha mordido el pez al anzuelo, es momento de salir a flote para saber que hay más allá de la primera mordida.


Cuenta la leyenda que Maya Mountains nació durante 2004 hasta que logró su conformación final al año siguiente a través de tres columnas fundamentales: el baterista Marco "martinez" Bortoletto, el guitarrista Emanuel "castillo" Poletto y el bajista Alessandro "tanoz" Toffanello. Su debut discográfico fue grabado en 2006 bajo el título de Hash and pornography y editado por Go Down Records hasta 2008. A partir de ese momento, el trío se dedicó a girar por la Italia hasta que la búsqueda de nuevas opciones sonoras llevaron a cada integrante a desarrollar otros proyectos como Tundra y Goliath. Fue hasta 2015 cuando la banda regresó a la composición y grabación, un trabajo que fue capturado en las cintas por Edoardo Dodi Pellizzari y dirigido por Alessandro Siniscalchi que ha sido publicado hasta abril de 2020 también por Go Down Records.

El resultado obtenido en Era es un sonido experimental y agresivo que busca desgarrar las bocinas entre juegos vocales, acordes secos y golpes directos que constantemente cambian de dirección. En "Vibromatic" nos encontramos con sombríos efectos eléctricos que el feedback y el volumen provocan hasta que la banda explota con una melodía fuerte que demuestra sus posibilidades sonoras, algo que termina siendo confirmado en la adictiva "San Saguaro" con su figura tóxica que es destrozada con un estribillo entrecortado y en la obviamente cósmica "UFO" bajo su estética de aquel stoner de finales del siglo pasado.


Durante los diez tracks que contiene el segundo álbum de Maya Mountains podemos escuchar un amplio repertorio de posibilidades a través de lo que es el stoner como género bajo su mirada clásica, ya sea bajo el sabor lisérgico y áspero de melodías hipnóticas de larga duración como la instrumental "Raul" o por medio de sombrías figuras inspiradas en el doom y el hard rock setentero que podemos detectar en "Dead city", tema nebuloso donde el bajo nos sumerge en las profundidades de un abismo lleno de muerte a pesar de que los golpes de batería nos sacuden y las guitarras nos desgarran. 

Por si fuera poco, Era se encuentra lleno de referencias hispanoamericanas, ya sea bajo el nombre de los personajes relatados o por medio de historias que hablan sobre expresiones culturales como la fiesta brava en "El toro". De esta manera, el disco logra desarrollar una riqueza de sonidos sin escapar de la estética de guitarras ásperas, provocando que el material tome su ruta sin desviarse mucho de su destino obvio. La obscura "Baumgartner" busca quebrar nuestros nervios por medio de una insistente figura entrecortada, pero todo es recuperado gracias a los acordes sostenidos de "Extremely high", track que nos retorna irremediable al stoner entendido a la forma californiana. 


Maya Mountains compartió en su canal de videos de YouTube un trabajo visual que recupera parte de los quince años de historia de la banda, lo cual fue aprovechado para acompañar el lanzamiento promocional del track "In the shadow". Un ritmo aletargado en marcado por las percusiones y enseguida las cuerdas electrificadas marcar su melodía tétrica que sin lugar a dudas hacen referencia hacia sombrías ubicaciones. Una voz grave nos habla desde las sombras para extender su mano e invitarnos por un denso paseo a través de almas en pena y tumbas abandonadas. Si bien la banda no pierde su esencia stoner, un ligero toque doom se puede saborear en el track mientras los viejos cortes de video nos muestran el paso del tiempo sobre escenarios y caminos olvidados. 


Sin lugar a dudas, Era es un álbum crudo que requiere ser recorrido con pies de plomo para poder sacarle todo el jugo que contiene. Las múltiples capas de fuzz que lo recubren esconden muchas cosas en su interior, por lo que hace necesario tener la paciencia suficiente para ir desnudándolo hasta descubrir su soporte melódico y su esencia desértica ahogada en arena y soledad. Quizá pasaron muchos años para que Maya Mountains lograra conformar su segundo álbum, pero el resultado ha valido la pena para quienes buscan escuchar a gente que desea ampliar las posibilidades del stoner como género...


No hay comentarios:

Publicar un comentario